Cómo entrenar el olfato para reconocer la calidad de los aceites esenciales

Reconocer la calidad de los aceites esenciales es siempre uno de los motivos que más me consultan y, a la vez, es de suma importancia para usar la aromaterapia de forma segura.

En mis cursos y talleres vemos el tipo de información que debemos buscar y solicitar a una marca para saber si es de fiar, pero siempre enseño que el olfato es nuestra mejor herramienta para discernir y reconocer la calidad y características de los aceites esenciales.

Lamentablemente, entre la oferta de marcas de aceites esenciales siempre nos encontramos no solamente con aceites esenciales de baja calidad, si no, peor aún, con aceites esenciales que han sido degradados o modificados, a los que se les han añadido componentes sintéticos, que han sido mezclados con otros aceites esenciales más económicos, que han sido diluídos o que simplemente son aromas sintéticos que no poseen ningún valor terapéutico.

Nuestra nariz es capaz de ayudarnos a reconocer cuando un aceite esencial no es lo que el envase promete ser, a distinguir entre diferentes calidades y a encontrar diferencias y similitudes entre aceites esenciales extraídos de una misma planta, pero con características de cultivo o extracción diferentes.

Por otro lado, el olfato es uno de los sentidos menos usados ya que lo damos por sentado. Normalmente, no somos realmente conscientes de su importancia y nos recordamos de él sólo cuando un aroma nos disgusta o es muy notorio. La idea de entrenar nuestro olfato es hacernos conscientes del efecto provocado en nosotros por algún aroma en específico y además, reconocer las características de dicho aroma, en este caso, de los aceites esenciales.

Existen diversas formas de entrenar nuestro olfato, acá detallo algunas:

  • Oler todo (comida, hijos, piel, flores, pareja, libros, ropa, madera…)
  • Oler y conocer la mayor cantidad de marcas de aceites esenciales
  • Tratar de reconocer los aceites esenciales que componen una sinergia desconocida
  • Jugar a reconocer a través del olfato un frasco de aceite esencial. Para esto, debes agrupar muchos frasquitos de aceites esenciales y elegir uno al azar sin mirar la etiqueta. Repetir.
  • Reconocer similitudes y diferencias aromáticas de aceites esenciales de diferentes plantas que son de un mismo género.
  • Reconocer similitudes y diferencias aromáticas de aceites esenciales de una misma planta, pero qu poseen diferentes métodos de extracción.
  • Reconocer similitudes y diferencias aromáticas de aceites esenciales de una misma planta, pero que han crecido en condiciones climáticas diferentes.

Además de reconocer los diferentes aromas y experimentar con los aceites esenciales, a través del entrenamiento olfativo, también serás capaz de ir reconociendo los diferentes compuestos químicosde un aceite esencial.

Si quieres saber más, te invito a mirar mi video sobre el entrenamiento olfativo y su importancia: